Juan José Poggio – con la Militancia a full

Resulta desagradable, inentendible, hasta sorprendente que el Intendente Martin Oliva, se niegue a tender la mano como gesto de buena conducta y más siendo un profesional de la medicina tan reconocido.

Es claro que tiene derecho de saludar a quien quiera o dejar de saludarlo, pero lo cortés no quita lo valiente,  menos aun si este es jubilado y está defendiendo la pobreza estructural de ellos, seguro él no va a ser nunca pobre y se halla olvidado de sus momentos cuando era excluido de la sociedad,  de las distintas manos que le dieron sus amigos.

No hay dudas que hoy está en otro ámbito social, que puede darse derechos o elegir que hacer, que la vida lo recompenso para bien por esfuerzo, propio, por amigos muy fieles o por el sacrificio de su madre, que a pesar de no tener para comer si le brindaba educación y un sentido a su vida.

Solo mencionamos no para que el intendente reaccione, solo para que recuerde que algunos recordamos cuando era pobre y se necesitaba de los influyente para salir del pozo, hoy el flaco Juan José Poggio, lucha por sus pares jubilados, hay que recordar que sus hermanos uruguayense mucho no tienen para comer o para remedios que alguno puede necesitar de una ayuda humanitaria, no de demostrar

Juan Carlos Botta – El Disparador Uruguay

COMPARTI ESTA NOTA
Facebook
Twitter
WhatsApp