Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner

Militar, político, diplomático, el Dr. José Miguel Díaz Vélez era oriundo de Tucumán, donde había nacido en el año 1773, siendo sus padres Don Francisco Díaz Vélez, próspero comerciante español y Doña María Petrona Aráoz, tucumana.
José Miguel se educó en el Colegio Real de San Carlos y más tarde se graduó de abogado en Chuquisaca.
Debió haberse recibido en el año 1796; al año siguiente se casa con Doña María del Transito Inciarte y su primer hijo nace en 1798 en Buenos Aires.
Los padres de Doña María del Tránsito se hallaban afincados en Concepción del Uruguay. Don juan Inciarte era español y Doña Isidora Montiel, su esposa, era santafecina. La primera venta de tierras de que se tiene noticias en estas zonas de Entre Ríos, fue la hecha por la señora Francisca Arias de Saavedra y Cabrera de Larramendi, el 20 de mayo de 1785, a Don Juan Inciarte. En el contrato se establecía que se enajenaba una fracción de campo con frente al rio Uruguay, que se extendía desde el arroyo Vera o Largo (hoy Colman), hasta el arroyo Martínez. Don juan Inciarte, rico hacendado y comerciante, fue un hombre generoso que se preocupó por los pobres e indefensos y por el progreso de esta incipiente Villa de Nuestra Señora de la Concepción del Uruguay. Estableció una escuela y trajo un maestro, al cual pagaba y daba alojamiento en su propia casa.
A su muerte, ocurrida en 1800, dejó una gran herencia en estancias pobladas de ganados, de la cuál fue heredera su hija Doña María del Transito Inciarte de Díaz Vélez. Cuando la familia Díaz Vélez dejó Concepción del Uruguay, los campos que les pertenecían fueron abandonados por algunos años y los ocuparon personas de la Villa aprovechando las ventajas que ofrecían esos fértiles campos vacíos.
Entre los que organizaron estancias en esas tierras de juan Inciarte estaban: Jorge Espiro, justo José de Urquiza, juan Echaniz, Juan Bautista Zavallo, Joaquín Sagastume, Ignacio Sagastume, etc. Esto motivó por parte de los herederos una reclamación y las tierras fueron restituidas o pagadas en tiempos que el General Justo José de Urquiza era Gobernador.
Don juan Inciarte llegó a estas zonas por los años 1780 y una vez fundada Concepción del Uruguay levantó su casa frente a la plaza; la casa fue construida en piedra y con techo de azotea.
El lugar preciso es donde hoy se levanta el edificio de la jefatura de Policía, manzana circundada actualmente por las calles: San Martin, al norte; 3 de Febrero, al oeste; Alberdi, al sur y Moreno, al este (Escritura del Club Social de Concepción del Uruguay, cedida por su Presidente Sr. ingeniero José Misael Minata).
Dr. Díaz Vélez, fue nombrado por el General Belgrano, con autorización de la Junta de Buenos Aires, Comandante de los Partidos de Entre Ríos, dado que los vecinos más importantes de la Villa eran fieles a la dominación realista, entre los que se encontraba el Comandante de Entre Ríos, Don Josef de Urquiza, quien había renunciado. Le tocó al nuevo Comandante disolver los Cabildos de Gualeguay, Concepción del Uruguay y Gualeguaychú y nombrar personas adictas a la causa de Mayo. Antes de ser nombrado Comandante en 1809 y en 1810, fue Alcalde de Primer Voto y Administrador de Correos. Al frente del Cabildo obtuvo de este la adhesión a la Primera Junta de Buenos Aires, siendo este el primer Cabildo del interior que se adhiere (Esto porque historiadores como el Dr. Leoncio Gianello considera a Luján como perteneciente a Buenos Aires -Conferencia del 1 de julio de 1983 pronunciada en Concepción del Uruguay).
Creemos de interés transcribir el documento: "Acabamos de recibir con oficio de V.E. de 19 del corriente los impresos que manifiestan los justos motivos y fines de la instalación de la junta Provisional Gubernativa de las Provincias del rio de la Plata a nombre del Sr. Don Fernando 7mo y quedan dadas todas las disposiciones para que se lleve a debido efecto en el distrito de esta jurisdicción cuanto \/.E. se sirva prevenirnos. El más pronto cambio del diputado de esta Villa y el puntual cumplimiento a las presentes y sucesivas órdenes de V.E. acreditaron el celo y patriotismo de este vecindario a cuyo nombre tenemos el honor de felicitar a V.E.
Nuestro Señor guarde la vida de V.E. por muchos años. Villa de La Concepción del Uruguay, 8 de junio de 1810.
Exmo. Sor. José Miguel Díaz Vélez, Agustín Urdinarrain, Domingo Morales, Josef Aguirre.
Sres. de la junta Provisional Gubernativa de las Prov. del Río de la Plata. 
El 30 de junio de 1810 se llevó a cabo el Cabildo Abierto para elegir el Diputado; la elección recayó en el Dr. José Bonifacio Redruello, Cura Vicario de la Villa. Firmaron el acta los integrantes del Cabildo, el Comandante de Entre Ríos Don Josef de Urquiza y los más importantes vecinos.
Siendo ya en 1811 el Dr. Díaz Vélez Comandante de Entre Ríos, se produce la contrarrevolución, en la que las fuerzas españolas al mando del Capitán de Navío Don juan Ángel Michelena ocupan las \/illas de Gualeguay, Concepción del Uruguay y Gualeguaychú. El Comandante Díaz Vélez que tenía una tropa muy reducida, decide dirigirse a Paraná en busca de refuerzos, lo que pudo hacer gracias a que desde la costa uruguaya le hizo señales el patriota Tomás Paredes, quien encendió en su chacra, grandes fogatas, poniéndolo sobre aviso. 
Después de un tiempo de ocupar las villas, los españoles comenzaron a ser hostigados por el paisanaje, distinguiéndose un criollo llamado Bartolomé Zapata que al frente de un grupo de patriotas expulsó definitivamente a los realistas de las villas entrerrianas.
El 7 de marzo de 1811, entra a Concepción del Uruguay Don Bartolomé Zapata con sus fuerzas y envía un parte a la Junta de Buenos Aires dando noticias de todo lo acontecido. Días después se suscita entre el jefe de la reconquista y el teniente Francisco Doblas una cuestión por el cargo de Comandante interino; el teniente Mariano Cejas, partidario de Francisco Doblas, quiso detener a Bartolomé Zapata y este, al resistirse, fue muerto a balazos el 21 de marzo de 1811. La junta recibe el parte de Zapata, le reconoce sus servicios y lo premia con el grado de Capitán.
Díaz Vélez desde su cargo de Comandante General, se dedicó al bien común, junto con su esposa y a afianzar el progreso de la Villa. La casa en que residía la familia Díaz Vélez en Concepción del Uruguay se hallaba en la manzana comprendida entre las actuales calles al este Juan Perón; al norte San Martin; al oeste Moreno y al sur Alberdi. En épocas en que vivían allí los Díaz Vélez el solar noreste de la manzana, pertenecía a Don Agustín Urdinarrain (padre del General Urdinarrain), solar que había comprado la viuda de Don Julián Colman, Doña Francisca Correa en el año 1805.
El lugar que ocupaba la casa de los Díaz Vélez seria el que ocupó la casa del Sr. Luis Gonzaga Cerrudo. 
En el año 1813 el 14 de octubre le fue extendido al Dr. Díaz Vélez el Despacho de Teniente Coronel Graduado Comandante del Regimiento de Milicias Patrióticas de Caballería de Entre Ríos.
Al poco tiempo la familia Díaz Vélez se radica en Buenos Aires dónde el 2 de enero de 1816, Díaz Vélez es elegido diputado por Tucumán al Soberano Congreso, cargo que desempeñó hasta la disolución de éste último, después de la batalla de Cepeda del 1° de febrero de 1820 en el que fuerzas federales al mando del General Francisco Ramírez y Estanislao López, vencen a Buenos Aires.
En 1825 fue nombrado junto al General Carlos María Alvear (en carácter de secretario de este) en misión diplomática de las Provincias ante el Libertador Bolívar, contribuyendo entonces a la incorporación de Tarija a la República Argentina.
Fue secretario de Lavalle a quien éste le confió el Despacho de Guerra y Marina. En esos momentos, intentó interceder tratando de evitar el fusilamiento de Dorrego en Navarro. La caída de Lavalle terminó con su vida política, emigra a Paysandú, donde muchos años antes había poblado en sus cercanías una estancia. Buscando un retiro tranquilo alejado de los avatares de la política, en el sosiego y la quietud de aquellos campos, pasó sus últimos años falleciendo a los 60 años de edad en 1833. Sus restos fueron conducidos a Buenos Aires en el año 1843.
Varios de sus hijos nacieron en esta Villa de la Concepción del Uruguay. En el (Libro 1° Folio 399), de bautismos de nuestra Parroquia se lee: "El día 7 de Abril de 1802 yo, el Dr. José Bonifacio Redruello, Cura Propietario y Vicario de la Villa de la Concepción del Uruguay, bauticé solemnemente a una criatura a quien se le puso José Manuel Aniceto, hijo legítimo del Doctor José Miguel Díaz' Vélez y de Doña María del Tránsito Inciarte, vecinos de Buenos Aires y residentes en esta Villa; fueron padrinos: Don Agustín Urdinarrain y Doña Telésfora Melchora Pinaso a quienes advertí el parentesco espiritual”.
En el (Libro 2°. Folio 278) está anotada otra hija del matrimonio Díaz Vélez-Inciarte: María Antonia de los Dolores, nacida el 8 de abril de 1808 y sus padrinos fueron: el Dr. José Bonifacio Redruello e Isidora. Montiel (su abuela).
Otro hijo figura en el (Libro 3°. Folio 16) llamado José María de las Nieves, nace el 5 de agosto de 1810, cuyo padrino fue el Teniente Francisco Doblas. Otros hijos fueron: Luisa o Lucía y Justiniano que nacieron en Buenos Aires.
Luisa o Lucía Díaz Vélez, casó con el general Gregorio Aráoz de Lamadrid y murió en Buenos Aires víctima de la fiebre amarilla. Dolores casó con el Coronel Mariano Aráoz de Lamadrid. Justiniano, nacido en Buenos Aires, se desempeñó varios años como médico en Paysandú, casándose con María Narcisa Lauriana Paredes, hija del patriota de la independencia Don Tomás Paredes. Más tarde Justiniano se establece en Rosario donde desarrolla desinteresadamente su profesión de médico en tiempos de la espantosa epidemia de la fiebre amarilla.

Edición: Civetta, María Virginia y Ratto, Carlos Ignacio. Texto extraído de: Miloslavich de Álvarez, María del Carmen; “Hace un largo fondo de años, genealogía Uruguayense”, 1988.

 
Newsletter
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner