Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner

Resultado de imagen para foto problema y solucion no alcanzaSin dudas el ejercicio de poder se trata de un ejercicio de equilibrio. Juega en una cuerda muy fina lo que la gente quiere y lo que se puede realizar; lo que es urgente y diario, de lo que es estructural y largo plazo.

 

Hace mucho que la sociedad de Concepción del Uruguay manifiesta cierta preocupación por el crecimiento exponencial  de los comercios que llevan adelante ciudadanos que en algunos casos son argentinos y en otros tienen en trámite la ciudadanía argentina. Entiéndase chinos, bolivianos, paraguayos de origen pero que han buscado su horizonte laboral en nuestro país.

Haciéndose eco de este reclamo, el Honorable Concejo Deliberante aprobó días pasados la Ordenanza N°10003, que regula la habilitación de comercios del rubro supermercados bajo un estricto criterio de distancia lineal unos de otros. Esta Ordenanza suma  las propuestas e ideas del CECOM, Loas almaceneros y las distintas fuerzas políticas.

No han transcurrido 10 días de su sanción, mucho menos de sus efectos, cuando un grupo, por cierto mucho más pequeño de ciudadanos, expresa su descontento debido a que se coarta la posibilidad de negocios inmobiliarios de construcción, venta y locación de inmuebles en los que se radica este sector de comerciantes a los que se intenta “regular”.

Aquí comienza el trabajo de equilibrar, es el Poder Ejecutivo quien debe regular la aplicación y ´puesta en práctica de esta ordenanza. Son momentos en los que el pueblo reclama líneas claras de juego. Menudo trabajo para el Presidente Municipal que no comparte muchas de las líneas de pensamiento ni con sus propios secretarios.

Es la segunda vez que el cuerpo legislativo local fracasa en su intención de dar una regulación al tema supermercados y esta Ordenanza amenaza con seguir el camino de su antecesora y dirimir su instrumentación en tribunales.

Ante esta situación vale preguntarse:

- Es que las organizaciones sindicales e intermedias tienen una visión del problema y plantean soluciones ajenas a la realidad de la ciudadanía local?

- Es la implementación de sistemas copiados de otras comunas lo que acarrea su inaplicabilidad?

- No es viable un aporte que comprometa más al comerciante local con las necesidades y la realidad de la comuna, lo que limite realmente el tema?

- Los comercios en cuestión (chinos, bolivianos, paraguayos) crecen en razón de los mejores precios, la amplitud horaria de atención, la comodidad de su funcionamiento todos los días, todo ello a pesar de no tener líneas de crédito ni pagos bancarizados (débito o crédito), no reflexionan sobre esto?

Parece haber llegado el momento en el que debemos abandonar propuestas foráneas y sentar en la mesa del dialogo a TODOS los interesados: comerciantes (todos), los sindicatos, el CECOM, la defensa al consumidor y si quiere también los inmobiliarios; y así conseguir una norma CONSENSUADA…. Pero parece que estamos lejos.

El Disparador Uruguay

 

Juan Carlos Botta – Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla

 
Newsletter
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner