VIVA PERON CARAJO – Qué año compañero!!!!

Todo aquel que por estos días siga transpirando peronismo.

Que si por estos días en su torrente sanguíneo siga  circulando la doctrina de Perón y Evita sabrá reconocer que ha sido un año muy especial para el movimiento.

Algunos desaciertos no correspondidos y pocos felices por las medidas dispuestas por Alberto Fernández nos han trastocados nuestro folclore.

El de la batalla por el bienestar del pueblo,   librada por nuestros compañeros funcionarios, no ha encontrado aceptación generando malestar y bronca.

Pensábamos que en estos cuatro años volveríamos a la mística que hizo feliz al pueblo y recuperábamos el bienestar propio del justicialismo.

Cuantas medidas desencontradas con el pueblo.

Pero los auténticos peronistas tampoco hicimos nada por revertir el proceso.

Abandonamos la calle y la oligarquía cacerolas en manos se subió al escenario y nos marcó la cancha.

Al grito gorila se sumaron con no menos identidad los medios hegemónicos.

Todos a golpear a movimiento más popular desde todos los rincones y con todo el arsenal de radio y televisión.

Periodistas cipayos que llenaron horas y horas de sus espacios hablando barbaridades del peronismo.

Y nosotros que hicimos??? Nada.

La columna vertebral del peronismo, o sea el movimiento sindical perdió protagonismo.

Se sumaron con su silencio exacerbado a las críticas despiadadas de todas y todos los “contreras” como decíamos hace algunos años atrás.

Poco hicimos por defender nuestras banderas y hoy la oposición copando el centro del escenario ya se siente triunfal.

Nos queda un año para intentar revertir un proceso que nos ha herido de muerte.

Pero no lo estamos todavía.

Con una líder como Cristina proscripta necesitamos caminar, militar y pintarnos la cara para demostrar que  los días más felices fueron y serán peronistas.

Necesitamos volver a la calle y gritar a los cuatro vientos que aún heridos de muerte seguiremos siendo gobierno.

Cada compañero debe retomar el camino de la felicidad peronista y llegar a la casa de su vecino y junto a él recorrer el barrio.

Volver a Perón con el corazón y con “bronca”, aunque muchos no lo hayan vivido.

Reconocer nuestros horrores y explicarle a cada compañero que no podemos resignar la lucha; esa lucha que le costó a nuestros antecesores mucha sangre y muchas muertes.

Los paredones pintados con aquel PERON VUELVE no se regala.

Debemos darle continuidad cueste lo que cueste.

Salir de la zona de confort y con el cuchillo apretado entre los dientes volver a la lucha que siempre  caracterizó al peronismo.

EL DESCAMISADO DE SIEMPRE

COMPARTI ESTA NOTA
Facebook
Twitter
WhatsApp
Frigerio - orrico 2023
Rogelio Frigerio - Anibal Steren 2023. Juntos podemos hacerlo.